Gobernador recibe boricuas varados en San Martín