NIE diligencia 33 órdenes de arresto por tráfico ilegal de armas

Se exponen a penas de 10 a 36 años cárcel.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    (Published miércoles 4 de mayo de 2016)

    Desde el martes a miércoles, se lleva a cabo el operativo “Alto Calibre” en el cual agentes del Negociado de Investigaciones Especiales (NIE) del Departamento de Justicia diligencian 33 órdenes de arresto contra 11 mujeres y 22 hombres que se dedicaban al tráfico ilegal de armas en los municipios de San Juan, Bayamón, Humacao y Guayama.

    Un total de 62 armas de fuego, entre ellas 47 armas largas y 15 pistolas. Asimismo, se ocuparon 1,265 municiones y 87 cargadores para distintos calibres. Algunas de las armas ocupadas fueron modificadas para hacerlas automáticas y otras presentaban el número de serie mutilada. El director interino del Negociado de Investigaciones Especiales, José Sagardía, junto al director auxiliar de la División contra el Crimen Organizado del NIE, Rufo González, informaron que el fin del operativo es desarticular los puntos, lugares y circunstancias que propiciaban la comisión de este delito.

    “Estas armas son utilizadas por la delincuencia organizada y representan un serio desafío a la seguridad pública”, expresó González en un parte de prensa.

    La investigación arrojó que representantes de diferentes residenciales públicos supuestamente coordinaban entre sí para suplir el mercado de venta ilegal de armas. Por ejemplo, si un suplidor de un residencial no tenía el arma ilegal solicitada refería el asunto a otro suplidor en otro residencial, el cual realizaba la venta del arma ilegal. Todo ello superando la rivalidad que pudiera existir entre residenciales públicos por el control de los puntos de drogas.

    En total, se presentaron 176 denuncias por violación a los artículos 5.01 (distribución); 5.04 (portación sin licencia); 5.07 (portación, posesión o uso de arma automática o escopeta); 5.10b (serie mutilada); 6.01 (venta de municiones) de la Ley de Armas y un cargo por violación al artículo 401 (venta de sustancias controladas) del Código Penal.

    Además, se confiscaron unos 24 vehículos, con un valor aproximado de 154,000 dólares, los cuales se utilizaban para la comisión de delitos.