La guerra mediática que tenía el fenecido presidente de Venezuela, Hugo Chávez , y el puertorriqueño Willie Colón la heredó el ahora candidato y presidente encargado, Nicolas Maduro.

El salsero lanzó el tema "Mentira Fresca" con el que critica a Maduro y lo endosa a su oponente Enrique Capriles.