Riverside

“Tengo un corazón frío”: acusado de torturar a perrito podría declararse culpable

Ángel Ramos Corrales está acusado de aplastamiento de animales, que se refiere a someter intencionalmente a ciertas criaturas a un abuso violento que resulta en heridas graves.

1025240764
Getty Images/iStockphoto

Un hombre de Riverside de 19 años, acusado de torturar a un cachorro chihuahua en su apartamento e infligirle heridas mortales reveladas en un video que publicó en línea, podría declararse culpable a finales de esta semana de un delito federal, según la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos.

Ángel Ramos Corrales está acusado de aplastamiento de animales, que se refiere a someter intencionalmente a ciertas criaturas a un abuso violento que resulta en heridas graves.

Más de Telemundopr.com

Mira aquí nuestra programación en vivo. Descarga nuestra aplicación móvil, disponible en el App Store y Google Play.

Durante una audiencia de estado el mes pasado, se llegó a un acuerdo entre Corrales y la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos, aunque no se entregaron documentos relacionados a dicho acuerdo.

Está previsto que el acusado se declare culpable formalmente el jueves durante una comparecencia ante el juez federal de distrito John F. Walter en el Palacio de Justicia en el centro de Los Ángeles.

El cachorro fue agredido el 13 de febrero en la cuadra 3500 de Lou Ella Lane, en el vecindario Eastside de Riverside, al norte del campus de UC Riverside, según la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos.

El caso fue inicialmente manejado por el Departamento de Policía de Riverside y el Departamento de Servicios para Animales del Condado de Riverside, pero llevó a la participación del FBI porque Corrales transmitió imágenes de video de sus supuestos actos a través de la plataforma de redes sociales Snapchat.

Según los fiscales, el acusado se grabó a sí mismo mientras torturaba al cachorro de 4 meses llamado Canelo.

En el video, Corrales dice, “tengo un corazón frío”, mostrando al perro con una gran herida abierta en el cuello, luego patea al canino, de acuerdo a los documentos judiciales.

El video provocó múltiples quejas a la policía de Riverside, que rápidamente identificó a Corrales y se dirigió a su residencia el mismo día.

“[Los oficiales] lo encontraron con manchas de sangre fresca en su ropa, también con heridas recién cortadas en su mano”, según una declaración de la Oficina del Fiscal de EEUU.

"Dentro de la residencia, los agentes encontraron al perro gravemente herido acostado en una cama y observó salpicaduras de sangre tanto en el baño como en el dormitorio”.

Se contactó a los oficiales de control de animales y pronto llegaron al lugar.

El personal de las fuerzas del orden habló con el compañero de cuarto de Corrales, quien dijo que él “se encerró en su habitación después de observar salpicaduras de sangre y el perro envuelto en una alfombra, mientras Corrales estaba en su habitación, gritando”, según la Oficina del Fiscal de Estados Unidos.

El cachorro fue llevado al refugio de animales del condado de Western Riverside en Jurupa Valley, donde el personal veterinario determinó que tenía tantos huesos rotos en su cráneo y pecho que no podía salvarse, momento en el luego fue sacrificado, según los investigadores.

Corrales fue ingresado en la cárcel de Robert Presley en Riverside bajo sospecha de ejercer crueldad contra un animal, luego fue puesto en libertad bajo su propio reconocimiento con una citación penal, esto como parte del programa de fianza de emergencia por el coronavirus en curso adoptado según las pautas estatales para limitar los riesgos de exposición.

Corrales fue arrestado nuevamente y puesto bajo custodia federal el 26 de abril con una fianza de $15,000 y fue liberado al día siguiente.

Según los fiscales, el acusado dijo posteriormente a los investigadores que había comprado a Canelo a través de una publicación de Craigslist hacia fines de 2020, pero dijo que no recordaba los eventos del 13 de febrero.

El acusado no tiene antecedentes documentados de condenas por delitos graves en el condado de Riverside.

Contáctanos