Demandan al dueño de la Cuarteta