Velorio exótico: sentado y con los ojos abiertos