Política, la Casa Blanca y el Congreso

Política, la Casa Blanca y el Congreso

El FBI hurga el pasado del polémico juez Kavanaugh

La agencia reabrió la investigación sobre el nominado a la Corte Suprema, acusado de abusos.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Sigue en marcha investigación a Kavanaugh

    El FBI continúa investigando al nominado a la Corte Suprema. (Publicado martes 2 de octubre de 2018)

    WASHINGTON - El candidato a la vacante del Tribunal Supremo de Estados Unidos, Brett Kavanaugh, acusado por varias mujeres de acoso sexual, participó en 1985 en una pelea de bar cuando estudiaba en la universidad, incidente por el que fue interrogado por la Policía, informó el lunes The New York Times.

    El incidente salió a la luz por el testimonio este domingo de Chad Ludington, compañero de clase de Kavanaugh en Yale, quien dijo en un comunicado que el magistrado no había dicho la verdad sobre sus hábitos de consumo alcohólico.

    "Una de las últimas veces que socialicé con Brett le vi responder a un comentario semihostil lanzando una cerveza en la cara del hombre en cuestión y empezando una pelea que terminó con uno de nuestros amigos en común en la cárcel", dijo Ludington, hoy profesor universitario.

    El rotativo neoyorquino tuvo acceso al informe de la Policía de New Haven, Connecticut, que relata cómo un hombre de 21 años identificado como Dom Cozzolino acusó a Kavanaugh, que tenía 20, de lanzarle hielo encima "por alguna razón desconocida".

    Un testigo de la pelea explicó que Chris Dudley, un amigo de Kavanaugh, golpeó después a Cozzolino con un vaso en la oreja, provocándole una herida.

    La Policía de New Haven interrogó a cuatro personas, además de a Kavanaugh, por la pelea, que ocurrió de madrugada.

    Según el informe, Kavanaugh no quiso "decir si él tiró el hielo o no".

    Tanto Kavanaugh como Dudley estudiaban por ese entonces en la Universidad de Yale, de las más prestigiosas de Estados Unidos.

    Según Ludington, "cuando Brett bebía, a menudo era beligerante y agresivo".

    Ludington contradijo así la declaración de Kavanaugh la semana pasada ante el Comité de Justicia del Senado, donde reconoció que "en ocasiones" bebía "demasiadas" cervezas, pero que nunca "perdió el conocimiento" como consecuencia de ello.

    "Puedo decir sin riesgo a equivocarme que, al negar la posibilidad de que alguna vez perdiera el conocimiento y al restar importancia al grado y frecuencia de su consumo de alcohol, Brett no dijo la verdad", apuntó Ludington.

    "Creo que la habilidad de decir la verdad, incluso cuando da una mala imagen de uno, es una cualidad primordial que buscamos en los jueces más poderosos de nuestro país", añadió.

    El FBI reabrió la investigación sobre Kavanaugh, acusado por varias mujeres de acoso sexual, que está a la espera de que el Senado vote su confirmación para acceder a la vacante en el Supremo.