Broward

Misterio: cuerpos de niñas aparecen flotando en un canal

Las niñas fueron identificadas como Daysha Hogan, de 7 años, y Destiny Hogan, de 9 años.

Telemundo

La policía reveló nuevos detalles del macabro hallazgo de dos niñas sin vida en un canal de Lauderhil

Ambas, eran hermanas: Destiny y Daysha, de 9 y 7 años. La madre de las menores, Tinessa Hogan, de 36 años, se convirtió en persona de interés en este caso.

- Mira aquí nuestra programación en vivo. Descarga nuestra aplicación móvil, disponible en el App Store y Google Play -

Los detectives están al tanto de informes de varios vecinos que dicen que una mujer estaba nadando en el canal sosteniendo una biblia y preguntando a las personas si querían ser bautizadas.

La jefa de policía de Lauderhill, Constance Stanley, celebró una conferencia de prensa el miércoles, donde las niñas fueron identificadas como Daysha Hogan, de 7 años, y Destiny Hogan, de 9 años, y dijo que la comunidad no está en peligro.

Los investigadores identificaron a la madre de las niñas,Tinessa Hogan, como una persona de interés en el caso, pero dijeron que no está arrestada.

El trágico caso comenzó la tarde de este martes cuando los cuerpos de dos niñas fueron encontrados en un canal de Lauderhill. El primero, aproximadamente a la una de la tarde, y el segundo, cerca de las 9 de la noche.

“Estamos trabajando en el caso y continuamos tocando puertas para determinar cuál fue el motivo que llevó a la muerte de estas dos jóvenes", dijo el teniente y vocero de la policía de Lauderhill, Mike Santiago.

Según los detectives “No había señales de traumas físicos en el cuerpo de la primera víctima pero como son niñas, lo estamos investigando como un homicidio", señaló .

Una testigo dijo que encontró a la primera joven boca abajo en el agua, en un estado avanzado de descomposición. Por el momento no hay reportes de ningún adulto que haya llamado a declarar que estas dos jóvenes sean sus hijas o familiares.

Las autoridades dijeron que no saben cuánto tiempo habían estado en el agua.

“Es muy alarmante, tienes un niño pequeño encontrado en el agua, es muy perturbador en la zona y perturbador para el vecindario. Así que solo queremos ver qué le sucedió exactamente a esta niña y ver si vive en esta área en particular ", había declarado el teniente de policía de Lauderhill, Mike Santiago, tras conocerse del primer caso.

Contáctanos