Junta de Control Fiscal

Seria reducción de fondos para el Insituto de Cultura

Desde 2015 a 2020, el ICP ha enfrentado sobre $ 23 millones en pérdidas o restricciones de fondos.

La cultura en Puerto Rico enfrenta una seria reducción de fondos por parte de la Junta de Control Fiscal (JCF), según se reveló el jueves durante el proceso de Transición del gobernador electo Pedro Pierluisi.

El director del Instituto de Cultura Puertorriqueña (ICP), Carlos Ruiz Cortés, en su deposición ante el comité de transición explicó que apenas, el gobierno destina un 0.16 por ciento de su presupuesto dirigidos a la cultura y las artes.

“Es una inversión social, una inversión humana, es inversión al desarrollo económico, desarrollo social, desarrollo cognitivo y a pesar. Y a pesar de la reducción en el presupuesto, recalcamos que las personas que aman la cultura hacen de tripas corazones porque amamos lo que hacemos. Si se invierte más en nosotros mismos, invertimos más en las empresas culturales y en las empresas creativas, sabemos que tendremos grandes resultados”, dijo Ruiz Cortés en conferencia de prensa.

El ICP, la Corporación para las Artes Musicales, el Conservatorio de Música, la Escuela de Artes Plásticas, el Centro de Bellas Artes, la Corporación de Puerto Rico para la Difusión Pública y la Oficina Estatal para la Conservación Histórica.

Según salió a relucir, desde 2015 a 2020, el ICP ha enfrentado sobre 23 millones de dólares en pérdidas o restricciones de fondos. Entre 2016 a 2018 la situación se agravó por mandato de la JCF.

De hecho, para el próximo año fiscal, se proyecta otra reducción al ICP y se plasmó una asignación de apenas 10.6 millones de dólares, una reducción de 1.2 millones de dólares. A eso se le añade una reducción de personal de un 63 por ciento.

“La cultura se puede usar como un aspecto de desarrollo económico y esto es sencillo, cuando ustedes viajan van a ver edificios, iglesias, museos. Eso es cultura. Y pagan, y gastan en restaurantes del área y que haya una sinergia entre el componente del gobierno y Cultura para los turistas que llegan”, dijo el presidente del comité de transición, Ramón Luis Rivera Cruz.

Por otro lado, los programas de Patrimonio Histórico Edificado y Arqueología han reforzado su rol de orientación y fiscalización, con la implementación de multas que aseguren el proceso de cumplimiento de permisos y requisitos de ley.

A raíz de no contar con un presupuesto para promoción, la agencia dirigió sus comunicaciones principalmente por medios digitales y aumentó su presencia en las redes sociales. Este año, se maximizó el uso de las plataformas como Facebook, Instagram, Twitter, Pandora, YouTube y la televisión local como medios accesibles de difusión para programación cultural y artística, sirviendo también de taller para artistas de distintas disciplinas y artesanos.

El director ejecutivo del ICP también recordó que luego de los huracanes Irma y María la agencia tuvo propiedades seriamente afectadas tras estos eventos atmosféricos. A través del Programa de Asistencia Pública de FEMA, el ICP tiene 41 proyectos sometidos de los cuales solamente 6 han sido obligados; 3 siendo obligados al 100 por ciento y 3 al 90 por ciento, según el Rule Obligation.

“Es importante destacar que las medidas iniciales de mitigación durante la emergencia fueron mayormente realizadas por directores, empleados y voluntarios del ICP; y que, actividades sobre la emergencia donde tuvieron que contratar suplidores, fue financiada por la oficina de administración. Dichos proyectos de emergencias fueron completados al 100% y se recibió reembolso directo”, puntualizó.

Como resultado de las estrategias establecidas durante este cuatrienio, se logró aumentar no tan solo las subvenciones anuales, sino que la agencia ha mejorado grandemente su relación con organizaciones federales e internacionales, como National Endowment of the Arts (NEA) y National Assembly of State Arts Agencies (NASAA). Esto ha servido para lograr más capacitaciones a los artistas y entidades, apoyo a proyectos y fomentar nuestras artesanías.  El aumento de los fondos en el renglón de Folk Arts, o artesanía, sirvió para llevar a cabo proyectos, ferias artesanales y adiestramientos a entidades sin fines de lucro.

Dicha relación se ha extendido al punto que ambas entidades celebrarían sus asambleas anuales este año en San Juan, Puerto Rico. Los planes fueron afectados por el desarrollo de la pandemia por Covid-19.

La iniciativa Cultura Rodante, que surgió como respuesta a los huracanes Irma y Maria, llevando programación artística y cultural a refugios, égidas y comunidades desventajadas por todo Puerto Rico, recibió recibió el reconocimiento del NASAA como iniciativa “Flashes of Inspiration” en el 2018. Con esta iniciativa, se impactó a más de 900,000 en todos los municipios de Puerto Rico personas con sobre 150 recursos culturales. Tras las medidas de prevención del Covid-19, el proyecto se transformó en una variada programación virtual con fines educativos y culturales. Desde marzo, se han llevado a cabo sobre 545 intervenciones, que incluyen producciones fílmicas, presentaciones académicas, talleres educativos y eventos multidisciplinarios. Esta nueva versión llamada Cultura Virtual ha contado con la colaboración de sobre 1,700 recursos culturales, llegando a más de 1,700,000 personas.

Cumpliendo con la política de con descentralización de los servicios a través de programación, se realizó alianzas con municipios de todo Puerto Rico para proyectos especiales y festivales. Además, se establecieron acuerdos con entidades en los Estados Unidos para lograr mayor exposición y atender las comunidades puertorriqueñas en la diáspora. Se organizó el Primer Encuentro de Enlaces Municipales con el propósito que los directores culturales municipales conocieran sobre la agencia y los servicios que ofrecen. En Estados Unidos, se realizaron acuerdos con Chicago Puerto Rican Coallition, National Museum of Puerto Rican Arts & Crafts, Centro Cultural Loisaida en la ciudad de New York, entre otros grupos culturales.

El empoderamiento ciudadano, la profesionalización de las artes, el desarrollo económico a través de la cultura son alguno de los hallazgos principales de los benéficos recibidos por la creación de estos festivales, fomentaron una participación inclusiva para todos los sectores de la población incluyendo en su programación componentes educativos resaltando los temas principales de los eventos. Algunos de los eventos más importantes que el ICP ha podido realizar son Fiestón Cultural, Plenazo Trastalleres a Trastalleres, Festival Al Son de Maelo, Festival de Bomba y Plena, Encuentro de Tambores, Festival Nuestro Barrio, Paseo del Libro, Encuentro de Coros, entre otros.

“Hemos añadido el tema de la internacionalización que, como parte de la política pública, aumentado la visibilidad del trabajo realizado por nuestra agencia, pero aún más importante la relevancia de nuestra cultura. Con el fin de crear una comunicación bilateral con los estados de la Unión Americana y otros países latinoamericanos, el ICP comenzó a forjar lazos de intercambios para exponer nuestra cultura a nivel internacional”, abundó el funcionario

Algunos de los proyectos y alianzas internacionales más significativas mencionadas fueron la participación de la Parada Puertorriqueña en la Ciudad de Nueva York; acuerdos colaborativos con Centros Culturales en Chicago, la Feria Internacional del Libro de Santo Domingo, República Dominicana; la participación del Encuentro de Ministros de Cultura Latinoamericanos en Buenos Aires, Argentina.

Conscientes de la relevancia que tiene la cultura como motor para el desarrollo económico del país, el ICP comenzó el plan para la celebración de los 500 años de la fundación de la isleta de San Juan; firmando acuerdos con las ciudades y gobiernos centrales de Santo Domingo y Panamá.

Además, se logró aumentar el mantenimiento de propiedades administradas por el ICP gracias a acuerdos colaborativos logrados con municipios, empresa privada y comunidades.  Los Municipios de San Germán, Barranquitas, la Universidad Interamericana, la Universidad Ana G. Méndez y grupos culturales de la región de Utuado fueron instrumentales en el éxito de esta iniciativa.

La agencia ha brindado apoyo a las comunidades artísticas y creativas a través de talleres como el Grant Writing Workshops para que entidades culturales puedan solicitar fondos federales y las Fábricas Culturales para capacitación en emprendimiento cultural para artistas, músicos, artesanos, artistas plásticos, etc. Asimismo, en los últimos 4 años se han llevado 92 subvenciones con fondos federales, siendo 32 artistas y entidades beneficiados en este año con fondos de la Ley CARES. Anualmente, se invitan a cientos artesanos y artistas plásticos a participar de eventos multitudinarios fomentando el desarrollo económico de este importante sector.  Igualmente, se han capacitado y dado espacio para mercadear sus productos en distintas plataformas.

Uno de los anuncios importantes que ha realizado la agencia este año, ha sido la creación de la Escuela Taller para Conservación del Patrimonio Histórico de Puerto Rico, por parte del Programa de Patrimonio Histórico Edificado. La escuela tiene el propósito de establecer el primer sistema educativo para el archipiélago de Puerto Rico especializado en el rescate, restauración, puesta en valor, y conservación del patrimonio histórico. Este proyecto es parte de la Apprenticeship program del Departamento del Trabajo de los Estados Unidos y cuenta con un currículo puntual en colaboración con el National Park Service y su centro de aprendizaje.

De la misma manera, a pesar de todos los retos que se han tenido, la agencia ha podido realizar los Premios Nacionales de Literatura, El Festival de Teatro Puertorriqueño, Concurso Nacional de Trovadores, entre otros.

En cuanto al Archivo General de Puerto Rico (AGPR), se explicó que este se encamina a la digitalización a gran escala de sus colecciones, tras una subvención de 2 millones de dólares de parte de la Fundación Andrew W. Mellon. Durante un periodo de tres años, los fondos serán utilizados para establecer la infraestructura física, tecnológica y recursos humanos necesarios para desarrollar una colección digital que cumpla con las guías federales en cuanto a control de calidad de imagen.  Mientras, el National Endowment for the Humanities (NEH) aprobó tres subvenciones que ascienden a un total de 69,932 dólares para continuar la implementación de proyectos esenciales relacionados a la preservación de colecciones en el AGPR y la Biblioteca Nacional de Puerto Rico (BNPR).

El Instituto de Cultura Puertorriqueña se crea por virtud de la Ley Núm. 89, de 21 de junio de 1955, según enmendada, como una entidad oficial, corporativa y autónoma. Su misión es establecer e implantar la política pública relacionada con la conservación, promoción, enriquecimiento y divulgación de las artes, las humanidades y los valores culturales del pueblo de Puerto Rico para un amplio y profundo conocimiento y aprecio de los mismos.

Más de Telemundopr.com

Mira aquí nuestra programación en vivo. Descarga nuestra aplicación móvil, disponible en el App Store y Google Play.

Contáctanos