Tiroteo escolar en Texas

“Todos van a morir”, niño sobreviviente revela las últimas palabras del autor de la matanza escolar en Texas

Samuel Salinas dijo a ABC News que había niños totalmente cubiertos de sangre en el piso del salón antes de la masacre en Uvalde.

Telemundo

El autor de la masacre escolar en Uvalde, Texas, en la que fueron asesinadas 21 personas, advirtió que todos morirían antes de empezar a disparar en un salón de clases de la Escuela Primaria Robb, según el relato de un niño que sobrevivió al tiroteo.

"Entró y dijo: 'Van a morir todos', y comenzó a disparar", recordó Samuel Salinas, de 10 años, en una entrevista al programa "Good Morning America" de la cadena ABC News.

- Mira aquí nuestra programación en vivo. Descarga nuestra aplicación móvil, disponible en el App Store y Google Play -

Salinas recuerda que el joven de 18 años después empezó a disparar contra la maestra Irma García y sus compañeros de clase. "Creo que me estaba apuntando a mí con esa cosa [el rifle] y creo que una de las sillas lo bloqueó. "Me hice el muerto para que no me disparara", recordó.

En un punto, "escuchamos disparos, los policías entraron al salón y lo agarraron (...) "Había sangre en el piso y había niños cubiertos de sangre".

NIÑOS CUBIERTOS EN SANGRE

Otra niña de cuarto grado del mismo salón de Samuel Salinas también se hizo la muerta untándose sangre después de que el hombre armado ingresó a su salón de clases.

"Miah Cerrillo sacó un poco de sangre y se la puso ella misma para poder fingir que estaba muerta", dijo Rivera. "Es demasiado para mí reproducir esa escena una y otra vez, pero eso es lo que dijo mi cuñada, es que vio a su amiga llena de sangre y se la puso".

La tía y madrina de Miah Cerrillo dijo que la alumna de cuarto grado está luchando por sobrellevar la situación y le contó lo que presenció durante el tiroteo.

Miah Cerrillo agarró un poco de sangre y se la puso en ella misma para poder fingir que estaba muerta, contaron sus familiares

El autor de la masacre fue abatido después de una hora de entrar a la escuela primaria en Uvalde, una pequeña ciudad de Texas con población mayormente latina.

El joven le disparó a su abuela en el rostro, manejó hasta la escuela y empezó a disparar desde la entrada, según las autoridades.

La masacre del martes se convirtió en la segunda peor matanza escolar en la historia de EEUU y la más mortífera en Texas.

Contáctanos