Eileen Navarro relata lo que sintió al poder caminar