Brutal golpiza entre mujeres por comentarios "racistas"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    No es el camino recorrido, es el que falta por recorrer
    NBC 6
    Colleen Dagg

    Una mujer del sur de la Florida se ve en video golpeando repetidamente a otra mujer que supuestamente hizo un comentario racista sobre los haitianos en el vestíbulo de un hotel. El video que muestra el altercado ha sido visto más de 500.000 desde el martes por la noche que fue publicado en YouTube el miércoles.

    En el video del incidente, ocurrido en el hotel La Quinta, Colleen Dagg, de 23 años de edad, está involucrada en una confrontación con una mujer blanca vestida con un traje azul. La mujer identificada por la policía de Coral Springs como Summer Cortts, de 39 años, realizó un comentario sobre los haitianos según digo Dagg a NBC6.

    "Escuché algo cuando salía del edificio, lo pensé un segundo y volví con calma para preguntarle si había escuchado bien. Ella me dijo que no tenía que preocuparme porque yo no era negra", agregó.

    Según su versión, la mujer había pedido a los empleados del hotel que secaran el piso mojado. "Ustedes necesitan hacer algo sobre estos pisos mojados, ya saben cómo son los haitianos", fue la frase que desató la polémica. "Para mí, estaba infiriendo que los haitianos son más propensos a demandar", señaló la joven.

    El video comienza cuando los animos ya estaban elevados. Dagg se ve sentada en una silla mientras el video comienza, quitándose los zapatos. Entre tanto se escucha a Dagg maldecir y decirle que la golpeara en la cara si la golpea con los zapatos.

    "Me estoy quitando los zapatos para poder defenderme por si me pone las manos encima", dice la joven.

    Allí es cuando Cortt se pone enfrente de Dagg y parece agarrarla por el cuello. Dagg se levanta y golpea repetidamente a Cortts, quien se encuentra en el suelo.

    En el video se escucha a Dagg maldecvirgrita, mientras está parado sobre la mujer, antes de que tres hombres los separen.

    En el video, Cortts afirma que tiene tres meses de embarazo.

    "No sé por qué estaba encarándome así entonces", responde Dagg.

    Un policía llega al lugar y Cortts le dice que fue atacada.

    "Cálmate y toma asiento, no voy a volver a decirte", le dice el oficial.

    "Tengo una habitación aquí, ella acaba de golpearme, estoy embarazada de tres meses, quiero presentar cargos", dice Cortts.