"El camino fue bien duro"