Hacienda diligencia segundo operativo de embargos del 2016

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    El secretario del Departamento de Hacienda, Juan Zaragoza Gómez, informó que esta mañana fue diligenciado el segundo operativo de embargos de este año en el que se impactaron 3 localidades que cometieron serias violaciones al Código de Rentas Internas.

    “Durante este operativo intervinimos a 3 comercios que incumplieron con la obligación de remitir dinero al Departamento de Hacienda que tenían en carácter fiduciario, incluyendo retenciones del Impuesto de Ventas y Uso (IVU). Entre todas las violaciones Hacienda dejó de recibir $4.9 millones aproximadamente”, dijo el Secretario.

    Los comercios incluyen dos establecimientos, en Carolina y Caguas de Terrassa Concrete Industries, que tiene una deuda de aproximadamente $ 4.6 millones por no remitir los pagos de IVU, principalmente, y la tienda Blas Auto en Manatí, que adeuda aproximadamente $352,671 en pagos de IVU, además de otras deudas. A este último establecimiento, se le emitió una multa por $5,000 mil por  no  tener  licencia  de  Rentas Internas para la  venta de piezas.

    Zaragoza explicó que “como parte de las investigaciones que estamos realizando, iniciamos también gestiones de cobro a propietarios o dueños de corporaciones que cierran y abren con otra entidad jurídica. Así, continuamos con nuestra ofensiva contra los evasores contributivos y aquellos que no pagan los impuestos y contribuciones que retienen a nombre del Estado, utilizando todas las herramientas que nos da la ley”.

    Los embargos y cierres de localidades tienen carácter preventivo y se efectúan con el propósito de garantizar el cobro de la deuda con el Estado Libre Asociado. Transcurridos treinta (30) días a partir de la fecha de notificación, el embargo será ejecutado si no se ha cancelado la deuda en su totalidad, ya sea mediante pago o con evidencia de haber realizado el mismo.

    Después de dicho periodo, la propiedad embargada o parte de ella, será vendida en públicasubasta tan pronto sea posible, sin más avisos.